Experiencia en un monasterio Budista en Nepal 🇳🇵

DSC_6940

Jesús le contestó:
—Yo soy el camino, la verdad y la vida. Solamente por mí se puede llegar al Padre
(Juan 14:6 DDH)

Un día de estos tomé la bicicleta y decidí salir a recorrer las calles de Nepal, luego de haber recorrido unos quince kilómetros sin tener claridad sobre mi destino final, encontré un interesante lugar llamado: “Dharma Garden of Freedom and Peace”. Durante el recorrido disfruté observando el desarrollo de la vida cotidiana en las calles de Katmandú, a lo largo del recorrido tuve que consagrarme para no ser arrollado por alguno de los conductores locales, las motocicletas y los vehículos pasaban a mi lado y en más de alguna vez fui sacado de la carretera. En las calles de Nepal hay dos palabras totalmente desconocidas: “respeto y cortesía”.

El recorrido se tornaba más interesante de lo previsto, podía observar comerciantes en sus enormes bicicletas modificadas vendiendo frutas o verduras, habían personas sentadas en las afueras de sus casas o negocios tomando una bebida tradicional y dándose el tradicional baño de sol, podía ver a las personas quemando incienso en los pequeños templos, veía también ancianas muy concentradas fumando marihuana, (es legal su consumo), veía hombres masticando la famosa droga que venden en las tiendas. Mientras veía todo esto trataba simultáneamente de sobrevivir al tráfico vehicular, al polvo excesivo de las calles y la polución.

DSC_6932

Regresando al punto del interesante lugar con el que me encontré sin haberlo planificado, debo de decir que posterior a ello me he quedado muy intrigado en indagar un poco más acerca de la religión Budista. Tuve la oportunidad de ver un enorme complejo religioso, uno de los sectores estaba conformado por un enorme jardín lleno de quietud y tranquilidad. Tomando el riesgo decidí entrar para explorar de que se trataba, mi amigo con quien hicimos el tour me dijo “es mejor pedir disculpas que pedir permiso” así que fuimos un poco atrevidos y entramos al lugar. Mientras estábamos observando el panorama aparecieron unas jovencitas corriendo hacia el lugar de las plegarias, con mucha concentración y devoción empezaron a dar vueltas sobre un elemento gigante que es usado por los budistas para poder orar. Nuestra curiosidad nos llevó a preguntarles ¿Qué hacen las personas en este lugar? A lo que una de ellas respondió con mucha reverencia y orgullo: “este es nuestro centro de meditación”

DSC_6835

Pasado los minutos decidimos seguir explorando y nos dirigimos hacia una enorme habitación que parecía una habitación secreta, de pronto salió un joven vestido con sus atuendos budistas y nos observó fijamente, nosotros al percibir su mirada de desconfianza procedimos a preguntar ¿Qué se hace en esa habitación? ¿Ese sonido, de que es? El joven budista nos respondió: “es la escuela budista, los estudiantes viven aquí”. No pudimos contener nuestra curiosidad y decimos pedir permiso para entrar. Al entrar a la habitación misteriosa pudimos tener nuestra primera experiencia de presenciar los rituales de los niños budistas, el lugar era oscuro pero algunos rayos de sol iluminaban un poco el lugar, pudimos ver a unos 15 niños sentados alrededor de pequeñas mesas haciendo sus plegarias con mucha concentración. Como pude saque rápido la cámara y me apresure a hacer algunas capturas para compartir con ustedes. Los chicos parecían tener sus mentes atrapadas y dominadas por un poder sobrenatural misterioso.

DSC_6810

Según pudimos investigar estos niños budistas tienen su primer tiempo estricto de plegarias y meditación durante la mañana, (5:00am-7:00am) luego en la tarde tienen otro tiempo de meditación y plegarias de (3:00pm-4:00pm), durante el día asisten al templo a hacer los rituales diarios del budismo y a la vez asisten al jardín para poder dedicarse a la meditación en busca de esos caminos que ofrece la religión tibetana. Consecuentemente durante el día se dedican a memorizar los escritos religiosos tibetanos para prepararse y así poder convertirse probablemente en futuros monjes. El espacio en donde se realiza toda esta actividad está distribuido en muchos sectores, por ejemplo tienen el enorme Jardín de meditación (trascendental), un enorme edificio destinado solo para la oración, un colorido templo dedicado para hacer todos los rituales, un edificio con habitación que sirve como el lugar donde los niños están internados y estudian la religión tibetana.

DSC_6920

Esta pequeña pero importante experiencia ha servido para poder indagar mucho más acerca de esta religión la cual a la fecha sigue ganando mucho terreno en todo el mundo y penetrando en todos los estratos sociales. Todo el fundamento de la filosofía budista se desarrolla en torno a las enseñanzas del príncipe Siddharta Gautama (Budda). Compartir las buenas nuevas con budistas es realmente un enorme desafío, notemos las palabras del apóstol Pablo: “Pues como ellos no creen, el dios de este mundo los ha hecho ciegos de entendimiento, para que no vean la brillante luz del evangelio del Cristo glorioso, imagen viva de Dios.

Palabras finales:

Solo el poder de Dios puede librar a los budistas del engaño en el cual se encuentran, para nosotros puede parecer difícil pensar en que podemos comunicarles el evangelio de una manera fácil y entendible a ellos; pero Dios tiene poder sobre todas cosas y el según su gracia y su elección soberana atraerá a aquellos que él ha destinado para ser parte de su pueblo.

“Todos los llamados de mi nombre; para gloria mía los he creado, los formé y los hice” (Is.43:7 RV60)

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: